Contaminación

 

A diario leemos noticias sobre la contaminación, las alertas en ciudades y sus efectos en la salud pública.

Durante los últimos meses se publican diariamente noticias sobre la contaminación, sus efectos, las muertes que provoca, su coste económico y los últimos estudios relacionados con la salud.

La falta de lluvias provoca en muchas ocasiones escenarios de contaminación en muchas ciudades de España. Derivado también del cambio climático se producen alteraciones en las polinizaciones, que se suceden fuera de las épocas habituales.

Todo esto conlleva el incremento en las alergias estacionales y afecta además a las personas que padecen asma y otras enfermedades respiratorias.

Aumentan las enfermedades y fallecimientos derivados de la contaminación

La Organización Mundial de la Salud, la OMS, advierte de que más del ochenta por ciento de las personas viviendo en las zonas urbanas respiran un aire con niveles excesivos de contaminación, lo que afecta seriamente a la salud humana, por el aumento del riesgo de enfermedades respiratorias como asma o bronquitis, de enfermedades cardiovasculares, cáncer de pulmón y según los últimos estudios, la contaminación también puede afectar al cerebro, al desarrollo cognitivo de los niños y a los niveles de estrés.

Los grupos de población más afectado por la polución son los enfermos crónicos, los niños, personas de la tercera edad, embarazadas y los lactantes, pero también las personas que viven más cercanas a los focos de contaminación de las ciudades como autopistas y polígonos industriales.

En definitiva, la contaminación ambiental esta provocado a nivel mundial más muertes anuales que las guerras actuales, que el tabaco, las catástrofes naturales, el hambre, el SIDA, la malaria y la tuberculosis. En España, una de cada diecisiete muertes, un total de 23.987 en el 2015 están relacionadas con la contaminación.

Contaminación en las ciudades españolas

En estos días muchas ciudades de España como Madrid, Valladolid, Murcia, Oviedo y muchas otras están en alerta por los altos niveles de dióxido de nitrógeno (NO2), con planes y protocolos anticontaminación que pueden restringir el uso de automóviles, el aparcamiento y ponen en marcha recomendaciones como uso del transporte público.

Un estudio de la Comisión Lancet sobre Contaminación y Salud ha determinado que, en el mundo, las muertes prematuras atribuibles a la contaminación, mayoritariamente del aire, pero también del agua y de otras fuentes, ascendió a nueve millones.

Coste económico de la contaminación

Por otro lado, todo esto implica un coste económico a nivel mundial cercano a los 4,6 billones de dólares en pérdidas anuales, aproximadamente 6,2% de la economía global. En España la cifra del coste económico de la contaminación del aire se eleva hasta los 50.382 millones de dólares, que equivale al 3,5% del Producto Interior Bruto (PIB).

Contaminación y alergias

Cuatro de cada diez personas alrededor de todo el mundo sufren enfermedades alérgicas, con las consecuencias del cambio climático y los últimos episodios de contaminación en grandes ciudades la Sociedad Española de Alergología e Inmunología Clínica (SEAIC) tiene publicadas algunas de las recomendaciones para evitar la exposición a los factores desencadenantes de la enfermedad.

Realizar limpiezas con aspiradores y mantener limpios los hogares de manera habitual, dormir con las ventanas cerradas, usar mascarillas homologadas que retengan las partículas, poner filtros antipolen en los aparatos de aire acondicionado de viviendas y coches, así como utilizar gafas de sol para evitar el contacto de polen en los ojos y consultar al alergólogo el empeoramiento o persistencia de la sintomatología.

Si vives en un lugar con una contaminación exterior o interior alta, si sufres alergias o trastornos respiratorios que se agravan con la polución un buen purificador de aire te ayuda a descontaminar los espacios interiores en tu hogar u oficina. Es una forma perfecta para conservar tu hogar sin aire contaminado, cuyo principal objetivo es eliminar elementos contaminantes o tóxicos del aire.